Decorar con fundas nórdicas blancas

Las fundas nórdicas no solo brindan calor en las frías noches de invierno sino que viste con estilo y personalidad la cama además de darle un toque personal al dormitorio.

Vestir la cama con una funda nórdica blanca es una elección perfecta cuando no deseamos alterar la decoración del dormitorio sino solo darle un toque diferente de mayor luminosidad y llegar a ese estilo minimalista que tan de moda está actualmente.

Si bien existen hoy en el mercado infinidad de propuestas de fundas nórdica estampadas y lisas al optar por una en tono blanco podremos darle al dormitorio un diseño discreto pero a la vez elegante y con personalidad.

Por otra parte, mientras el edredón tradicional es una prenda independiente que sirve como abrigo o colcha decorativa y se coloca siempre sobre las sábanas o mantas, la funda nórdica está compuesta de varias piezas que sirven para vestir totalmente la cama y sustituyen perfectamente las mantas.

El sistema de fundas nórdicas es sumamente original y viene de los fríos países del norte de Europa, utilizándose un relleno que puede ser de plumas de ganso o también de diferentes materiales naturales o sintéticos incluyendo hoy un relleno antialérgico que también amortigua la sudoración.

Definitivamente, optar por una funda nórdica blanca para colocar como principal accesorio sobre la cama no solo le dará al ambiente una calidez especial sino que en dormitorios pequeños tiene la virtud de hacerlos más amplios a la vista a la vez que sirven de decoración.

Por lo general las fundas nórdicas combinan con la funda de la almohada y también con la bajera siendo además prácticas a la hora de lavarlas ya que solo es necesario sacar el relleno y lavar la funda para después volver a montarla.

Entre la gran variedad de fundas nórdicas blancas que existen hoy en las tiendas especializadas es posible optar por las de algodón, percal, satén, piqué y hasta nido de abeja, cada una de ellas con su encanto particular

Escrito por | 1 de marzo de 2014 | 0 comentarios
Categorias: Sin categoría |

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta